CON JESÚS PODEMOS VENCER

Sin títuloDios libero a Israel de la esclavitud egipcia, y lo guio por el desierto hacía la tierra prometida. Por éste camino el pueblo de Dios fue protegido de los enemigos, y piratas del desierto de manera sobrenatural por el brazo del Señor. Aunque el desierto es un lugar difícil y de suma escasez Dios no lo descuido, pues envió su provisión a través de hechos milagrosos. Dios no cambia, por eso sus milagros y obras prodigiosas a favor de su pueblo siguen vigentes hoy, con Jesús podemos vencer…     

CON JESÚS PODEMOS VENCER

“Al anochecer, descendieron sus discípulos al mar, y entrando en una barca, iban cruzando el mar hacia Capernaúm. Estaba ya oscuro, y Jesús no había venido a ellos”, Jn. 6:16-17.

Dios permanece para siempre y sus planes también. Estos planes requieren o implican un crecimiento constante. Los discípulos comienzan un viaje desde la orilla oriental del mar de Galilea con destino a la ciudad de Capernaúm, este viaje es de aproximadamente 12 kms. Antes de partir durante el día según Juan 6:1-2 y 10-12, habían estado ministrando a Israel sanidades, liberaciones y milagros como la alimentación de los cinco mil (Mateo 13:14, nos dice además que “Jesús tuvo compasión de ellos, y sanó a los que estaban enfermos”).

En la ciudad de Capernaúm estaba la casa del Señor Jesús, esto representa la morada de su presencia; mientras que la orilla oriental es figura de los milagros, de la provisión de Dios, como los discípulos van para Capernaúm, podemos ver que esta secuencia nos enseña que debemos pasar del deseo de las bendiciones o provisión de Dios a desear su gloriosa presencia. Te invito a leer: “CÁRCELES Y CADENAS ESPIRITUALES”.

Es fundamental para la gloria de Dios y para nuestra bendicióncaminar en los tiempos del Señor. El pasaje de hoy comienza diciendo: “al anochecer…”, según los pasajes del mismo evento en los otros evangelios el Señor Jesús fue quien los envió: “Jesús hizo a sus discípulos entrar en la barca e ir delante de él a la otra ribera” Mateo 14:22. No fue una iniciativa propia de los discípulos, van en obediencia al Señor. Y esto es lo más importante pues cuando hacemos esto, aseguramos su presencia con nosotros y con Jesús podemos vencer.

Ahora consideremos que la barca es azotada por las olas y el viento era contrario. Pero viene el Señor Jesucristo, y su presencia elimina el temor (Juan 6:20). La frase que usa Jesús fue “Yos soy, no temáis”, expresión muy usada por Dios cuando le habla a sus hijos y siervos. Recordemos que a Moisés Dios le dijo: “YO SOY EL QUE SOY”, es decir Soy el Dios Todopoderoso, el Todo suficiente.

El Señor Jesucristo usó mucho esta frase, porque él es el YO SOY, por eso dijo: yo soy el pan de vida, yo soy la luz del mundo, Yo soy la puerta de las ovejas, yo soy el buen pastor, Yo soy la resurrección y la vida, yo soy el camino, la verdad y la vida, Yo soy el primero y el último, y el que vivo, y estuve muerto; más he aquí que vivo por los siglos de los siglos, no temas. Precisamente por cuanto él es, no importa que pase o pueda pasar, él es la solución y provisión de victoria.

La presencia de Jesús con nosotros asegura el cumplimiento del plan divino, Juan 6:21, nos dice que “le recibieron en la barca, la cual llegó enseguida a la tierra a donde iban”, a pesar de la grandes olas y el fuerte viento contrario llegaron a Capernaúm. Seguramente aparecerán obstáculos y habrá oposición cuando avanzamos en el plan de Dios, pero debemos estar seguros y confiados que Su presencia nos dará la victoria, con Jesús podemos vencer.

Reflexión final: Dios tiene grandes planes con cada uno de nosotros, quizá habrán diferentes tipos de tiempos, buenos vientos y también vientos contrarios, obstáculos que superar, pero lo más importante es confiar en Dios, procurar su presencia y Él se encargará de las demás cosas. Adelante con Jesús podemos vencer.

Autor: Pastor Gonzalo Sanabria. Escrito para ESTUDIOS Y SERMONES.  Autorizado para publicarse en Web Recursos Cristianos  

Te invitamos a leer: ESCATOLOGÍA BÍBLICA“.  

SUSCRÍBETE GRATIS y recibe los devocionales en tu e-mail, HAZ CLICK AQUÍ 

01-2015

 

Esta entrada fue publicada en devocionales y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s